125. CUANDO LAS PUTAS SE RECOGEN EL PELO

               Al principio éramos buenos. Pensábamos que la vida podía ser justa, imaginábamos que la verdad estaba de nuestro lado. Pero después, la realidad sacó lo peor de todos nosotros, nuestro trozo más perverso; lo peor, lo más perverso.                 Suben hormigas por mis piernas; dejo que lleguen a …

Sigue leyendo 125. CUANDO LAS PUTAS SE RECOGEN EL PELO